Ayer, 17 de febrero, tuvo lugar en el Salón de Actos del Real e Ilustre Colegio de Abogados una brillante Conferencia, en la que intervino Santos Ruesga, Catedrático de Economía Aplicada de la UAM y Consejero de RTVE, flanqueado a ambos lados por César Ciriano, Luiz Ferruz y José Ignacio Gutiérrez, Decano del Colegio de Abogados, al que agradecemos su más sincera colaboración.

Santos Ruesga planteó desde un enfoque económico (micro y macro), y basado en evidencias empíricas, el papel que pude jugar la reforma laboral en el desarrollo de la crisis económica y, sobre todo, las políticas o los mecanismos que se pongan en marcha para acortar el periodo de la crisis en la que estamos sumidos. Sugirió mecanismos más concisos, que respondieran a las preguntas sobre qué se quiere reformar, cómo se quiere reformar y para qué se quiere reformar.

Desarrolló un diagnóstico de la situación actual, planteando los objetivos a conseguir y priorizando una serie de actuaciones desde el punto de vista de la política económica. El tan ansiado desarrollo económico se conseguiría con una combinación de diferentes recursos económicos para obtener unos resultados, mediante la combinacion de los recursos mencionados anteriormente conseguiríamos un valor añadido, el cual tendría que ser el mayor posible. Un ejemplo ilustrativo sería la llamada “cadena de montaje”, en la que interactúan todos los agentes económicos, sindicatos,patronales, etc.

El consejero de RTVE, hizo un resumen pormenorizado de los recursos que, en su opinión, haría que a mayor cantidad de estos recursos se lograría un mayor resultado en términos de valor añadido. Transcribimos sus palabras para que sea más exacto:

  1. “Conjunto del capital que tiene una sociedad, desde los recursos naturales, hasta el capital financiero y el capital físico, un aspecto importante, a mayor cantidad y calidad mayor desarrollo. Incluso con buena dotación de recursos naturales no es garantía de desarrollo, sólo hay que ver el ejemplo de algún país africano, con elevados índices de recursos naturales y sumidos en una gran pobreza”.
  2. “Conjunto de conocimientos aplicados al sistema económico, de producción de la sociedad, capacidad de innovar y transformar esos procesos de producción buscando mayores rendimientos”.
  3. “Capital humano, la capacidad de la población en condiciones de trabajar de transformar los recursos de los que disponemos con la utilización del capital tecnológico para obtener el mayor grado de valor añadido por unidad de persona”.
  4. “Calidad y estabilidad de las instituciones, para crecer económicamente no basta con lo anteriormente citado, sino que es muy importante cómo se combina todo en la sociedad en la que vivimos y se combina con el marco regulatorio que definen las instituciones, de ahí que los mercados y la evolución de los mercados sea un elemento importante para entender que una sociedad crezca más o menos deprisa en un determinado contexto”.

La conclusión que defendió Santos Ruesga es que combinando estos 4 elementos adecuadamente se podría obtener esa dinámica tan esperada de desarrollo económico, y se podría conseguir con la productividad, el crecimiento del valor añadido que se obtiene por cada unidad de recurso de trabajo. Éste tiene que ser el objetivo tanto a medio como a largo plazo.

Un diagnóstico de la situación de la economía española es las severas restricciones o reticencias en algunas ocasiones de estos factores, fundamentalmente del capital tecnológico y humano, ya que somos un país con muchas carencias en materias de innovación, desarrollo tecnológico y de su transacción al sistema económico, lo cual no quiere decir que seamos un país atrasado a nivel educativo, pero sí tenemos una carencia en trasladar los conocimientos adquiridos en el sistema educativo a la producción y adecuarlos al sistema de crecimiento de la productividad. Por otro lado, disponemos de buenas dotaciones de capital físico, financiero y recursos naturales, que aunque estos últimos no los tenemos directamente, sí acudimos al mercado internacional para conseguirlo, además, poseemos el conocimiento, las habilidades, el trabajo y la capacidad de innovar en el ámbito de las empresas.

Otro tema que tocó de manera directa Santos Ruesga fue el del despido, el cual se puede discutir si es más caro o menos caro que en otros países, pero rígido no es, desde luego. Se refirió a la ley 45 de 2002, que señala la situación de despido libre. Y señaló la posibilidad real de alcanzar una reforma laboral sin abaratar el coste del despido, mediante una alternativa ideológica frente a quienes defienden un contrato único con despido más barato, congelar los salarios, rebajar las cuotas sociales y más flexibilidad. Esto último vinculado a organizaciones empresariales e instituciones como el Banco de España, la Comisión Europea, el Banco Central Europeo, el FMI o la OCDE. Se propugna transitar hacia fórmulas de flexibilidad interna (negociada y con participación sindical), frente al uso y abuso de las reglas de flexibilidad externa (contratación laboral y despido).

La Conferencia acabó con un interesante coloquio en el que varios de los asistentes plantearon diversas preguntas relacionadas al tema tratado.

Comments

Leave a Reply

You must be logged in to post a comment.